¿Cómo superar la autofobia o el Miedo a estar solo?

MIEDO A ESTAR SOLO
Índice
  1. Miedo a estar solo
  2. ¿Qué es el miedo a estar solo?
  3. Autofobia: ¿Qué es?
    1. Autofobia: significado
    2. Síntomas de la autofobia
    3. Causas
    4. Tratamiento
  4. Factores para comprender cómo actúa y funciona el miedo a estar solo
  5. Cómo actúa el miedo a la soledad: 4 creencias erróneas básicas
  6. Los costes de tomar decisiones basadas en el miedo
  7. 6 técnicas para superar el miedo a la soledad

Aprende por medio del siguiente artículo todo lo referente a la autofobia o miedo a estar solo, considerado como uno de los trastornos más comunes y que más afecta a los seres humanos a lo largo de su vida. Descubre algunos consejos y técnicas para superar este tipo de situaciones.

MIEDO A ESTAR SOLO

Miedo a estar solo

¿Has sentido miedo a estar solo alguna vez? Déjanos decirte que no eres el único. Lamentablemente durante los últimos años ha crecido el número de personas que le temen a la soledad, convirtiéndose en una de las fobias más comunes de la actualidad. Para nadie es un secreto que vivimos en un mundo en el que parece haber una obligación o presión por mantenernos siempre ocupados y encontrar distracciones constantemente.

Paralelo a esto encontramos a la tecnología, que lejos de ayudarnos, también se ha convertido en una peligrosa enemiga, llevándonos a permanecer mucho tiempo a solas y sin compañía física. Hoy en día la mayoría de las cosas se pueden obtener mediante el contacto digital, dejando a un lado la necesidad de conectarse físicamente con las demás personas.

Todo esto al final se convierte en una gran barrera para el ser humano, un ser que fue diseñado para relacionarse. Cada vez más nos sumergimos en un mundo donde el sentimiento de aislamiento parece ser el protagonista. Muchas personas en la actualidad han desarrollado miedo a estar solo, que en casos extremos puede llegar a convertirse en una fobia.

¿Qué es el miedo a estar solo?

Seguramente pensaste que el miedo a estar solo era algo normal a lo que no deberías prestar mucha atención, sin embargo la verdad es que debemos encender las alarmas cuando en nosotros se despierta este tipo de sensaciones. Los seres humanos somos seres sociales, por lo tanto fuimos diseñados para vivir en constante relación con el entorno.

Desde el primer momento en que llegamos a este mundo empezamos a mostrar esa necesidad de relacionarnos, de pertenecer a un colectivo. Esa necesidad nos lleva a lo largo de la vida a mostrar señales de comunicación. Tratamos de encontrar la compañía de otros seres humanos con quien podamos relacionarnos de forma directa. Por esa razón es que muchas personas empieza a desarrollar el miedo a estar solo.

MIEDO A ESTAR SOLO

Comencemos por hablar acerca del miedo. Se trata de una emoción, o más bien de una reacción completamente natural y adaptativa de nuestro organismo. Su finalidad es la protección y supervivencia de la persona ante determinada situación de peligro o amenaza. El miedo a estar solo puede llegar a presentarse en diferentes ámbitos:

  • Miedo a no encontrar o estar sin una pareja sexoafectiva
  • Miedo a no encajar en un grupo de iguales o de amistad
  • El recelo ante la lejanía de las personas con las que tenemos un vínculo fuerte
  •  Miedo a estar solo en casa
  •  Miedo a afrontar ciertas situaciones en ausencia de compañía

Si bien es cierto que nos fascina disfrutar de la compañía de otras personas, también es una realidad que la mayoría de los seres humanos sentimos esa necesidad de experimentar por algún momento la soledad física. Estar solo no tiene que ser malo todo el tiempo, incluso hay quienes recomiendan apartarse en solitario aunque sea por periodos de tiempo cortos. Lo malo está cuando esa soledad se convierte en un hábito constante y permanente.

Estar solo es bueno debido a que facilita la introspección y el autoconocimiento, así como refuerza nuestra autoestima independiente y autonomía como seres individuales, además de sociales. Solo en esos momentos es cuando se recomienda estar solo, ya que no implica ningún problema, debido a que contamos con el sentimiento y seguridad de base de contar con una red social y de apoyo, aunque no esté físicamente presente en esos momentos.

Lo alarmante del asunto es cuando las personas empiezan a desarrollar una dependencia elevada hacia el acompañamiento social constante. Allí el aislamiento desata un malestar bastante intenso que no consigue gestionar, fomentando la evitación de estos sentimientos y emociones que provocan un sufrimiento. A este miedo de estar solo se le conoce como autofobia.

Autofobia: ¿Qué es?

¿Sabes a lo que nos referimos con el término autofobia? Se trata de una de las fobias más comunes que pueden llegar a desarrollar las personas. Es considerada dentro del espectro de los trastornos de ansiedad y se clasifica como fobia específica situacional. Si tratamos en encontrar una definición de lo que es la autofobia, podríamos decir que es ese miedo excesivo e irracional que tiene una persona a estar físicamente sola.

MIEDO A ESTAR SOLO

Esa sensación de verse físicamente solo hace que la persona empieza a experimentar una serie de reacciones, entre ellas el sentimiento de estar siendo rechazado o ignorado, de no ser querido o de ser vulnerable de sufrir alguna catástrofe o amenaza de manera inesperada. Cuando alguien está padeciendo de autofobia, por lo general la persona carece de un sentimiento de seguridad y confianza hacia sí misma, provocando una necesidad de compañía permanente.

A lo largo de la historia se han desarrollado importantes estudios y análisis sobre la autofobia, incluso se ha llegado a decir que este tipo de situaciones puede desatarse o estar asociada a alteraciones o trastornos tanto del estado de ánimo como de ansiedad.

Autofobia: significado

En la parte anterior pudimos conocer brevemente la definición del término autofobia, pero ¿sabe usted lo que significa? Literalmente la autofobia significa miedo a uno mismo o misma. Se trata de una palabra que deriva del griego, por lo que autos significa mismo o propio, y phobos se refiere a miedo.

Hay quienes se atreven a denominar la autofobia como monofobia, donde mono es solo, o isolofobia o eremofobia. Si bien es cierto que el término autofobia parece referirse al temor a la propia persona, realmente alude al miedo a estar solo, y por lo tanto únicamente con uno mismo.

Síntomas de la autofobia

Existen algunos síntomas que nos pueden ayudar a identificar cuando estamos enfrentando un proceso de aerofobia o miedo a estar solo. Aquí te detallamos algunos de los principales síntomas a los que deberías prestar mucha atención:

  • Miedo intenso y desproporcionado ante la idea de soledad o la situación real de la misma. No hay un peligro o amenaza real que explique esta emoción.
  • Se trata de un miedo irracional e ilógico, y en la mayoría de las veces la propia persona es consciente de que ese temor no tiene explicación.
  • Puedes estar en autofobia cuando sientes que ese temor no lo puedes controlar por tu propia voluntad. Eso hace que puedas experimentar una pérdida de autoestima y sentimiento de autoeficacia, así como frustración y culpabilidad.
  • Conductas de evitación de la soledad de forma anticipada, o de escape de ellas una vez la persona se ve expuesta a la ausencia de compañía.
  • La persona empieza a desarrollar algunos síntomas físicos de ansiedad, así como palpitaciones, sudores, taquicardia, mareos, angustia ante la experiencia de sentirse solo, o simplemente al imaginar ese escenario.
  • Pensamientos rumiativos y catastróficos de hechos que pueden suceder si la persona llega a quedarse sola, por lo que existe una permanente sensación de peligro o riesgo. En la autofobia existe la creencia de que algo perjudicial puede suceder cuando el individuo no se encuentra acompañado, y por lo tanto se le sería imposible recibir ayuda.
  • Dependencia emocional que se manifiesta mediante la necesidad constante de que una persona esté a su lado para sentir seguridad.
  • Las personas con autofobia requieren la presencia de otra persona, por lo que a veces pueden acompañarse incluso de gente con la que apenas tienen un vínculo o con la que no existe una buena relación. Esto implica que la persona es especialmente vulnerable, ya que puede tolerar cualquier tipo de trato o relaciones tóxicas con tal de no estar solo o sola.
  • Afectación especialmente en el área social de la persona con autofobia, ya que la gente termina desgastándose a causa de la excesiva dependencia y demanda constante de compañía. En la esfera laboral también puede haber un deterioro en cuanto a un bajo rendimiento.
  • La actividad diaria de la persona con autofobia se ve directamente afectada muchas veces a causa de no poder hacer muchas actividades de forma independiente.
  • En los casos más extremos de autofobia, la persona puede empezar a mentir sobre su estado de salud, diciendo que tiene enfermedades con la única intención de evitar la soledad y que siempre estén acompañados.

Causas

Son muchas las causas que pueden desatar el desarrollo de la autofobia a miedo a estar solo en una persona. Entre las principales causas de la autofobia encontramos las siguientes:

MIEDO A ESTAR SOLO

1. Eventos traumáticos: Puedes llegar desarrollar miedo a estar solo cuando a lo largo de tu vida has experimentado algunas situaciones de abandono, tanto físico como emocional. Otra causa puede ser haber sufrido de bullying y soledad durante la adolescencia, etapa vital en el que el grupo de iguales y el sentimiento de pertenencia al grupo adquiere una gran importancia.

El hecho de estar en soledad fomenta que la persona reconecte con sus vivencias del pasado que aún no han sido superadas y siente altos niveles de soledad. Por eso se dice que estos eventos traumáticos pueden ser la causa de que una persona sufre de aerofobia o miedo a estar solo.

2. Necesidad de aceptación externa: La falta de autoestima y seguridad puede provocar una necesidad de validación por parte de agentes externos, por lo que se podría producir un rechazo y miedo a estar solo.

3. Evitación de la propia persona: Otra de las causas que podrían provocar autofobia en una persona es el miedo a asumir los propios pensamientos y emociones, por lo que la compañía de otras personas constituye un mecanismo de distracción de la atención hacía la propia persona.

4. Presión por la socialización: Lamentablemente la sociedad ha llevado a muchas personas a sentir cierta obligación o necesidad por estar permanentemente rodeado de otras personas, eso hace que en ocasiones se pueda a llegar a sentir miedo a estar solo.

5. Otras patologías: La autofobia también podría deberse a otros factores como la depresión, según explican muchos investigadores.

Tratamiento

Si sientes miedo a estar solo y pensabas que morirías así, pues tenemos buenas noticias para ti. La autofobia es posible superarla con un poco de esfuerzo y algunas técnicas especiales que te ayudarán a sobresalir de esta situación. Muchos se preguntan acerca de cómo curar la autofobia. Se recomienda la terapia psicológica debido a que es la más efectiva en cuanto a su tratamiento.

1. Psicoeducación

Lo primero que se debe hacer para abordar una situación de autofobia es poner al tanto a la persona sobre cada una de las fobias y trastornos que existen, cuáles son sus síntomas y cómo funcionan en el organismo, además de la manera más viable para atacar este tipo de situaciones.

2. Técnica de exposición

Después de conocer las características, síntomas y funcionamiento de la autofobia, es siguiente paso sería entrar de lleno a cómo superar este tipo de trastorno. La técnica de exposición se convierte en una de las mejores alternativas. La persona que padece de la autofobia debe elaborar, en compañía de un especialista, una jerarquía de miedos de las situaciones que generen más temor y ansiedad, de menor a mayor.

Basándose en este rango de miedos, la persona se expone de forma gradual y con apoyo de la especialista a las situaciones temidas. Por medio de esta interesante técnica se produce una mayor habituación al estímulo fóbico, y progresivamente un descenso de la sintomatología ansiosa y de los pensamientos anticipatorios negativos.

La exposición se puede llevar a cabo directamente en vivo o previamente mediante la técnica de visualización, con la que la persona se imagina exponiéndose a las situaciones por las que siente miedo o temor.

3. Relajación y respiración

Para hacer frente al miedo a estar solo es importante desarrollar una serie de técnicas, sobre todo de relajación y respiración, las cuales ayudarán a superar este tipo de fobia. Por medio de estas técnicas la persona podrá estar más capacitada con herramientas para afrontar de mejor forma los escenarios de miedo, aumentando su seguridad y sentimiento de autoeficacia.

Al principio se puede hacer uso de música o el ruido de la televisión como estrategia de afrontamiento a miedo a estar solo, bajando así los niveles de percepción de aislamiento.

4. Reestructuración cognitiva

Los especialistas también consideran que una forma de sobreponerse al miedo a estar solo es hacer un abordaje de las distorsiones de pensamiento y las cogniciones castastrofistas en el plan de trabajo sobre cómo superar la autofobia. En esta parte se hace uso del cuestionamiento de pensamientos, se analiza el verdadero miedo que se esconde tras estos pensamientos llevándolos al extremo.

5. Activación conductual

Luego de que la persona con autofobia empiece a experimentar una reducción en sus niveles de ansiedad, es recomendable la exploración de los gustos e intereses que tiene esa persona para organizar una serie de actividades y hábitos para realizar de forma autónoma que le resulten gratificantes. Así la persona dejará de asociar la soledad con eventos negativos.

6. Dotación de recursos

También es importante trabajar en otros aspectos como la autoestima, las habilidades sociales, la autoeficacia y la resolución de problemas. Todo esto te ayudará a mejorar tu miedo a estar solo. Por medio de este tipo de técnicas, la persona logrará obtener las herramientas y competencias necesarias para un afrontamiento efectivo de diversidad de situaciones vitales.

Factores para comprender cómo actúa y funciona el miedo a estar solo

Existe tres factores esenciales que nos pueden ayudar a entender la forma en la actúa y funciona el miedo a la soledad:

  • La influencia social: El miedo al qué dirán
  • Exceso de responsabilidad, autoexigencia o perfeccionismo: El miedo a fracasar
  •  La dependencia emocional: El miedo al abandono

Cómo actúa el miedo a la soledad: 4 creencias erróneas básicas

En el miedo a estar solo existen creencias erróneas o pensamientos distorsionados que se repiten una y otra vez. A continuación mencionamos tres creencias incorrectas que tienen las personas acerca del miedo a la soledad:

1. Pensamientos de tipo catastrofista: “Nunca encontraré a nadie. Esta es mi última oportunidad. Cada vez es más difícil encontrar a alguien adecuado…

2. Creencias absolutas del estilo “todo o nada” sobre la pareja y el amor: “Estar en pareja es el único modo de ser feliz. Tengo que encontrar a mi media naranja. Estar solo o sola, significa que nadie me quiere, que no soy válido o válida…”

3. Pensamientos relacionados con una elevada auto-exigencia: “Si la relación ha fallado es por algo que he hecho mal. Tengo que conseguir que esto funcione. Qué podía haber hecho para evitarlo. Voy a destrozar la vida a mis hijos…”

4. Creencias anticipatorias en relación a nosotros mismos y a los demás: “No sabré estar sola o solo. Perderé la relación con mis hijos. No sabré encajar entre mis amistades. No sabré qué hacer, no me reconoceré sin estar en familia…»

Los costes de tomar decisiones basadas en el miedo

No hay cosa más peligrosa que tomar decisiones impulsados por el miedo o el temor. Lo más recomendable es asumir posturas cuando estamos en un estado emocional óptimo y saludable, de lo contrario la decisión que tomemos posiblemente sea perjudicial con el tiempo.

En ocasiones las consecuencias de asumir una crisis de pareja desde la evitación o la huida tiene consecuencias más importantes:

https://www.youtube.com/watch?v=GZ_744w6T8c

1. Renunciamos a la posibilidad de encontrar una relación de pareja más satisfactoria y afín, más cercana a nuestras verdaderas aspiraciones. En ocasiones podemos llegar hasta a renunciar a la opción de cambiar la relación que no funciona, haciéndola evolucionar e un sentido distinto.

2. Muchas veces cometemos el error de colocar a los hijos como motivo para evitar afrontar la crisis, pero desafortunadamente los hijos puede llegar a sufrir consecuencias verdaderamente negativas.

3. A veces tenemos la creencia de que convivir en pareja es la única manera “normal” de estar o de ser feliz. Ese tipo de pensamientos puede llevarnos a no vivir otras opciones, que podrían depararnos beneficios como el autoconocimiento o el crecimiento personal.

6 técnicas para superar el miedo a la soledad

A continuación compartimos seis técnicas que te podrían ayudar a superar en definitiva el miedo a estar solo:

1. Aprende a flexibilizar tus ideas y pensamientos y no aceptes como verdades inmutables las creencias adquiridas de tu entorno. Es importante aprender a colocar en cuestión creencias y a generar ideas alternativas.

2. Identifica tus miedos: Lo primero que debe hacer una persona con autofobia es aprender a identificar cuáles son sus miedos. Si sabes identificar tus miedos, sabrás cómo vencerlos.

3. Reflexiona sobre tus miedos: ¿Qué es lo que más temes al quedarte solo? ¿Qué ha ocurrido en circunstancias parecidas en otros momentos del pasado? ¿Qué pasaría si comenzaras a afrontar estos miedos en vez de evitarlos? Son interrogantes que nos llevan a reflexionar acerca de nuestros temores y cuál debería ser nuestra respuesta ante ellos.

4. Afronta tus miedos progresivamente: Es importante establecer pequeños retos o metas que van a ayudarte a tener percepción de avance y de logro. Con el tiempo irás ganando autonomía y podrás ir tomando pequeñas decisiones hasta haber vencido por completo tu miedo a estar solo.

5. Prioriza: Es fundamental aprender a priorizar en la vida. Trata de dedicar mayor tiempo a esas actividades que te hacen sentir bien. Recuerda que el auto-cuidado te mejora y también mejora la calidad de tus relaciones con las demás personas.

6. Pide ayuda: No está mal pedir ayuda cuando la necesitamos. Si sientes miedo a estar solo, habla con alguien de tu entorno o con algún profesional. Podrías organizar una cita con psicólogos quienes te enseñarán a adquirir las herramientas y los recursos necesarios para afrontar de manera efectiva la autofobia.

También podrían interesarte los siguientes artículos:

¿Te ha resultado útil este post?
(Visited 75 times, 1 visits today)

Si quieres conocer más artículos parecidos a ¿Cómo superar la autofobia o el Miedo a estar solo? puedes visitar nuestra portada y ver lo más reciente.

Artículos Relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para mejorar tu experiencia en nuestra web. Política de Cookies